Skip to main content
Cita previa Descargar resultados

¿Cómo influye el microbioma en la salud?

Conocemos qué es la microbiota. Sin embargo, la palabra microbioma quizá no la hayamos incorporado aún en nuestro vocabulario. Y son cosas distintas. Cuando hablamos de la microbiota, nos referimos a un conjunto de microorganismos que pueden ser de distintos tipos (bacterias, arqueas, hongos, virus, parásitos…) y que están presentes en un entorno. El microbioma, en cambio, hace referencia al conjunto de genes de estos microorganismos y su interacción con el entorno, es decir, engloba también las funciones y comportamiento de estos microorganismos y como influyen sobre el huésped (el ser humano).


¿Por qué es importante conocer su estado?


En el cuerpo humano hay casi tantas células humanas como microbianas. Cabe considerar que, todas las células de una persona tienen la misma cantidad de genes (aproximadamente 20 mil) y todas albergan la misma información. Sin embargo, cuando analizamos el microbioma, debemos tener en cuenta que cada una de los miles de especies que lo conforman, tiene su propio genoma, por lo que la variedad de genes microbianos en nuestro cuerpo es superior al de las células humanas. Esta gran cantidad de genes microbianos son expresados y transformados en sustancias que podrán influenciar positiva o negativamente nuestra salud.


Un microbioma intestinal diverso se asocia con una buena salud. Cuando hablamos de un microbioma diverso hacemos referencia a la presencia de una gran variedad de especies que cohabitan en una situación de equilibrio. Cuánto más heterogéneo es un microbioma, mayor diversidad de funciones realizarán los microorganismos que podrán beneficiar y complementar el correcto funcionamiento del cuerpo humano.


¿Cómo influye el microbioma en la salud?


Los metabolitos son sustancias liberadas por las bacterias intestinales y pueden interactuar de diversas maneras en nuestro organismo: ayudan al mantenimiento de la barrera intestinal, influyen en el tiempo de tránsito intestinal, regulan las respuestas inmunes, influyen en nuestro estado de ánimo, controlan el apetito, etc.


Los metabolitos pueden alcanzar el torrente sanguíneo a través de la vena porta o el conducto torácico, por lo que pueden entrar en contacto con otros órganos y actuar sobre éstos. Por lo tanto, aquellos metabolitos que se producen en el intestino no solo actúan a nivel intestinal, sino que también puede actuar en órganos como el corazón, cerebro, pulmones, riñones e hígado, creando un eje. 


Por tanto, el estado de nuestro microbioma puede influir positiva o negativamente en otros órganos, y eso dependerá de los metabolitos que produzca cada microbioma. Si tenemos un microbioma colonizado principalmente por bacterias perjudiciales, generaremos metabolitos que también perjudicarán otros órganos. Es por ello por lo que la composición de nuestro microbioma se asocia con distintas enfermedades como son: enfermedades metabólicas, cardiovasculares y neurodegenerativas, así como la salud mental.


¿Cómo recuperar un microbioma dañado?


Un microbioma dañado es aquel que padece una alteración ya sea en la composición de microorganismos o en su funcionalidad (producción de sustancias). Si está dañado se puede recuperar con el consumo de prebióticos y/o probióticos. Los prebióticos son alimentos ricos en fibras que estimulan el desarrollo de las especies bacterianas beneficiosas para nuestra salud. Al incorporar variedad de prebióticos en la dieta y reducir el consumo de aquellos alimentos que aumentan la población de microorganismos potencialmente patogénicos (como el consumo excesivo de aditivos o proteínas) logramos reequilibrar nuestro microbioma, ya que aportamos los nutrientes necesarios para que nuestra población de bacterias beneficiosas aumente.


También es muy importante el estilo de vida, reducir el estrés, tener una buena calidad de sueño y hacer ejercicio, ya todos estos factores contribuyen a un buen equilibrio del microbioma intestinal.


Para conseguir una buena recuperación del microbioma es esencial conocer de antemano en qué estado se encuentra el microbioma y conocer como éste está afectando a nuestra salud. Para ello es importante contar con una prueba que tenga una alta cobertura y resolución de análisis y que proporcione información acerca de cómo se comportan nuestros microorganismos.


 

Últimos artículos

Laboratorios de análisis clínicos: fuente de información

Probablemente a un ciudadano normal no le resulten familiares términos médicos como fracción de eyección, onda Q, miosis, tenesmo, odinofagia,…

30/03/2022

¿Cómo influye el microbioma en la salud?

Conocemos qué es la microbiota. Sin embargo, la palabra microbioma quizá no la hayamos incorporado aún en nuestro vocabulario. Y son cosas distintas.…

18/03/2022

¡Desde hoy en SYNLAB somos más verdes!

En nuestro laboratorio de Esplugues de Llobregat (Barcelona) hemos puesto en marcha nuestra primera planta fotovoltaica con 300 paneles solares que…

14/02/2022
Contacto